_ 30 junio, 2020

Existen infinidad de maquinillas y formas de afeitarse. Hemos elaborado la guía definitiva con las técnicas y consejos para saber cómo afeitarse de manera perfecta.

 

Cuando llega el momento de afeitarse la barba o mantener la que tenemos, siempre hay que equilibrar apurado y comodidad, sin perder de vista los cuidados que necesita nuestra piel. La clave principal para un buen afeitado, sea con cuchilla o con máquina eléctrica, es tomárselo con calma y tiempo, sobre todo las primeras veces.

 

La previa

  • Zona humedecida: ya sea con cuchilla o con maquinilla de afeitar, el momento ideal para afeitarse es nada más salir de la ducha, con los poros bien abiertos y la barba reblandecida. Puedes utilizar aguas aromatizadas específicas o aceites para conseguir ese “efecto ducha”. Lograrás ablandar el pelo y ayudarás a un deslizamiento por tu rostro más suave, reduciendo a su vez cortes e irritaciones de la piel.
  • Hidratación: ahora debes aplicar una crema o un gel de afeitar adecuados según tengas una barba blanda, dura o extra-dura. El afeitado en húmedo ya no es exclusivo de las cuchillas ya que muchas afeitadoras eléctricas permiten el uso de geles o lociones específicas e, incluso, el afeitado bajo la ducha.

 

 

 

 

 

Comienza el ‘juego’

 

Si utilizas una máquina eléctrica, sigue las instrucciones del fabricante y comienza en zonas menos visibles para evitar errores. En caso de hacerlo con cuchilla, la técnica puede resultar más compleja, aunque el resultado suele ser más apurado.

  • Utiliza una maquinilla de calidad y con cuchillas no demasiado usadas.
  • No tengas miedo a afeitar la cara a contrapelo. Aunque tampoco abuses.

 

 

El ‘postpartido’

 

¡No te olvides del aftershave! El cutis necesita activos calmantes, refrescantes, reparadores y cicatrizantes, no basta con utilizar la hidratante habitual. El objetivo es cerrar el poro y calmar la piel, que nada más terminar el afeitado estará de lo más sensible y, además de rehidratar la cara, cicatriza y aporta una sensación de frescura. Tras ello, pásate la toalla con cuidado, a pequeños toques.

Al terminar, recuerda limpiar bien la cuchilla o maquinilla eléctrica y guardarla correctamente para que se mantengan en buenas condiciones cuando las vuelvas a necesitar.

 

SIGUIENTE POST

POST RELACIONADOS
_ artículos Hombre
30 junio, 2020
Cómo afeitarse: Trucos y consejos
30 junio, 2020
Tratamientos antiojeras rápidos y eficaces
30 junio, 2020
Crema antiarrugas para el hombre