_ 6 julio, 2018

Los rayos de sol son una delicada caricia sobre tu piel. Solo con una exposición moderada y con un conveniente cuidado posterior lograrás propiciar un bronceado natural, gradual y saludable. 

Si antes de exponerte al sol, es importante mantener una rutina de hidratación completa con lociones y geles adecuados; aún lo es más cuidar de tu piel al regresar a casa. Después de la playa, la montaña o la piscina; los efectos de Lorenzo conviene contrarrestarlos. Los productos aftersun son tus mayores aliados, ¿sabes cuál es el más indicado para cada miembro de la familia y para cada tipo de piel?

 

 

 

Aftersun, imprescindible tras el sol

Tras la exposición solar siempre resulta recomendable aplicar una loción aftersun, que calma y nutre la piel y favorece, además, su regeneración: solo así conseguirás fijar tu bronceado y evitar la desescamación de la epidermis.

Elige productos con principios activos específicos, que te ayudarán a conseguir objetivos concretos. 

Por ejemplo, si tu aftersun contiene aloe vera o caléndula, obtendrás un agradable efecto descongestivo sobre la epidermis. La acción antiinflamatoria de estos ingredientes aporta una sensación refrescante y, además, nutren en profundidad

 

 

 

Los aftersun que incluyen alantoína o vitaminas A y C, en cambio, resultan perfectos para reparar la piel. Úsalos si quieres frenar el envejecimiento cutáneo y favorecer la regeneración celular. 

Por último, si tu aftersun es rico en vitamina E su efecto será ensencialmente antioxidante. Opta por este tipo de productos para recuperar un aspecto saludable y natural en la piel de todo tu cuerpo. 

Sea cual sea tu elección, recuerda que estos principios son esenciales para evitar que tu piel acuse el exceso de sol. Dentro de la gama Kyrey Sun encontrarás una variada oferta de lociones con fórmulas especialmente diseñadas y enriquecidas con los ingredientes más eficaces para el cuidado de cada tipo de piel. 

 

Porque son unos soles, cuida de ellos también 

Los niños, que son más proclives a las quemaduras solares, precisan de una atención extra. Para protegerles, opta como mínimo por el factor 30. Elige cremas con filtros frente a los rayos UVA, UVB e infrarrojos, resistentes al agua, a los roces, al cloro y la transpiración. Mejor, si son hipoalergénicas y sin colorantes ni perfumes. Después de la exposición solar, para los niños resulta idóneo un aftersun con textura mousse, ligero de aplicar y fácil de absorber como el de Consum Kids.

 

 

POST ANTERIOR SIGUIENTE POST

POST RELACIONADOS
_ artículos Belleza
6 julio, 2018
PIEL CON PIEL: baños compartidos
6 julio, 2018
Perfila tu mirada
En este tutorial te enseñamos como dibujar una mirada perfecta. ¡No te lo pierdas!
6 julio, 2018
¡Alerta, piojos!
¿Quién no los ha sufrido alguna vez o ha tenido a alguien cercano que haya tenido que pasar por ese trance? Nos atreveríamos a decir que todos. Pero lo que posiblemente no tengamos muy claro es realmente lo que sucede con ellos. Existen un montón de falsos mitos que llevan a equívoco y que lían mucho más de lo que arreglan...