_ 3 mayo, 2021

La piel del rostro es más sensible y delicada que la del resto de cuerpo. Por eso, a la larga, tiende a estropearse antes. Uno de los factores que más ensucia a lo largo del día en nuestra piel es el maquillaje. Es por eso que, una buena limpieza antes de irse a la cama, es la mejor forma de prevenir este deterioro.

 

Hoy en día, existen cosméticos difíciles de eliminar como el rímel, los pintalabios permanentes o cualquier tipo de maquillaje resistente al agua. Estos productos necesitan de limpiadores específicos para eliminarlos adecuadamente ya que, con el desmaquillante habitual, esto no es posible. Uno de ellos es el desmaquillante bifásico.

 

¿Todavía no lo conoces? A continuación, te descubrimos qué es y el por qué debes de introducirlo en tu rutina facial.

 

 

 

¿Qué es el desmaquillante bifásico?

 

El desmaquillante bifásico es un producto específico para limpiar en profundidad el maquillaje, en concreto aquellos que son waterproof (resistentes al agua) o que su composición incluye pigmentos o ceras que aumentan la resistencia del cosmético. Este limpiador está elaborado con dos tipos de líquidos o fases: 

 

  • La fase acuosa: está compuesta por tensioactivos. Estos se encargarán de reducir la presión que mantiene unidas a las partículas que forman el maquillaje de la piel del rostro, es decir, ayudan a despegar toda la suciedad de la piel (tanto el maquillaje que no es resistente al agua como los aceites de la fase oleosa).

 

  • La fase oleosa: está formada por aceites. Estos arrastran el maquillaje que la fase compuesta por agua no ha podido. 

 

 

 

Mientras que la parte del limpiador formada por agua se encuentra en la parte inferior del envase, la que está elaborada con aceites se encuentra arriba y es de un color más llamativo que la anterior. El uso del color en la fase oleosa es algo muy común, en la mayoría de estos productos, y está pensado con un propósito: para que diferenciemos los compuestos a simple vista y podamos darles un correcto uso.

 

¿Cómo utilizar un desmaquillante bifásico?

 

Una vez conocidas las fases que dan nombre al producto, nos queda saber cómo se utiliza en nuestra rutina de limpieza facial.

 

 

 

 

 

  1. Agitar el producto: para que el desmaquillante bifásico cumpla su función correctamente, este debe de agitarse antes. Esta acción la realizamos para que los dos líquidos se entremezclen, de lo contrario este producto no será efectivo.
  2. Empapar un algodón con las fases ya mezcladas: al tratarse de un producto líquido, necesita la ayuda de un disco desmaquillante para darle un mejor uso. Gracias a la fase oleosa este desmaquillante no necesita frotarse, simplemente hay que colocar el algodón sobre la parte a limpiar y presionar suavemente para retirar el producto.
  3. Complementar con un limpiador en gel: una vez eliminados los restos de maquillaje más difíciles, es posible que nuestra piel se quede con una sensación aceitosa, por eso, te recomendamos que completes tu rutina de limpieza con un gel limpiador hidrante.

 

 

 

 

 

 

Un limpiador en gel no solo te ayudará a eliminar los restos de maquillaje, sino que también te ayudará a eliminar el sebo producido a lo largo del día, el sudor, y los restos de la protección solar que tan importante es en estas fechas. 


El desmaquillante bifásico está recomendado, sobre todo, para eliminar los restos de máscara de pestañas.

 

 

 

POST ANTERIOR SIGUIENTE POST

POST RELACIONADOS
_ artículos Maquillaje
3 mayo, 2021
Cómo aplicar el autobronceador correctamente
¿No sabes cómo aplicar el autobronceador para que quede natural? Te traemos los mejores trucos y consejos para que puedas lucir una piel de ensueño.
3 mayo, 2021
Champú matizador: para qué sirve
El champú matizador morado o azul sirve para neutralizar y matizar el color de cabellos rubios o con reflejos. Te contamos cómo y cuándo aplicarlo.
3 mayo, 2021
Maquillarse las piernas: Mejores productos y consejos
Maquillarse las piernas puede sacarnos de más de un apuro. ¿Quieres saber cómo lucir unas piernas maquilladas sin que se note? ¡Sigue leyendo!